miércoles, 17 de mayo de 2017

Cuando las cosas empiezan mal y terminan peor


¡¡Hola Laberinteros!!

¿Qué tal todo? Espero que todo os vaya bien y que ya estéis enla recta final de los exámenes.

Como sabéis lo prometido es deuda y como os había dicho voy a intentar publicar más en el blog.

Hoy os traigo una reseña muy especial porque es de el primer libro de una saga que tenía pendiente desde hace mucho tiempo pero que nunca encontraba el momento ideal para hincarle el diente.

Espero que os guste mucho y que encontréis una nueva lectura.



Título: Un mal principio (Una serie de catastróficas desdichas #1)
               
Autor: Lemony Snicket

Editorial: Montena

Encuadernación: Tapa dura

Páginas: 192

P.V.P: 13,95 €

Continuación: Sí, es una saga de libros y su continuación se titula "La habitación de las serpientes"


Sinopsis:

Querido lector, 

Siento decirte que el libro que tienes en las manos es extremadamente desagradable: cuenta la triste historia de tres niños con muy mala suerte.

 Los hermanos Baudelaire llevan una vida repleta de desgracias e infortunios. Vaya, que son un imán para las catástrofes. Sólo en este librito, se enfrentan a un malvado codicioso y repulsivo, sobreviven a un incendio terrible, a un complot para despojarlos de su fortuna y se ven obligados a llevar ropa que pica.

Yo tengo la triste obligación de escribir estos desagradables acontecimientos, pero a ti nada te impide cerrar inmediatamente este libro y leer algo más alegre, si eso es lo que prefieres.

Con todo mi respeto,
Lemony Snicket


Hacía tiempo que tenía ganas de comenzar con esta saga pero nunca encontraba el momento adecuado para darle la oportunidad, pero con la salida de la serie de Netflix me dije que era el momento ideal, ya que eso me daba la escusa perfecta para comenzar con la saga y sacarme la espinita clavada. 

En este primer libro de Una serie de catastróficas desdichas conocemos a los hermanos Baudelaire, Violet, Klaus y Sunny y nos los presentan mediante un hecho tormentoso, el incendio de su casa con la consecuente muerte de sus padres. Al quedarse huérfanos tienen que irse a vivir con un pariente cercano, en el sentido literal de la palabra, llamado el Conde Olaf, que es un ser despreciable que intenta quedarse con la fortuna de los huérfanos Baudelaire. 

Los personajes que nos encontramos en este libro son diferentes, únicos, extraños e hilarantes pero también hacen que la novela sea mucho más especial y muchos más rica. El primer personaje que se nos presenta es Violet Baudelaire. Ella es la mayor de los tres hermanos y es la inventora. En su cabeza bullen mil y una ideas que intenta llevar siempre a cabo, además se nos informa que cuando tiene el pelo recogido es que se va a poner más a la obra. Al segundo al que conocemos es a Klaus, el hermano mediano de los Baudelaire. Él es el lector de la familia. Gasta todas las horas que tiene un día leyendo y no le hace ascos a ningún libro, tanto puede tener en sus manos un libro de habla sobre la biología como un libro que trata sobre la historia americana. Este hábito tiene un beneficio y es que se encarga de ayudar a su hermana mayor en sus experimentos, buscando las respuestas a las incógnitas que se le plantean. 

La última que se nos presenta es Sunny, la más pequeña de los Baudelaire. Es un bebé que no tiene ni un año y que lo único que sabe hacer es morder las cosas, además de que sabe hacerlo, es un acto que le encanta realizar. Además otra de sus habilidades es la de gruñir, como si de hablar se tratase, bueno ciertamente lo que ella hace el hablar pero se encuentra con el hándicap de que los únicos que la entienden son sus hermanos y, por supuesto, nuestro narrador Lemony Snicket, pero de él ya os hablaré un poco más tarde. 

Hay otros personajes que pueblan esta novela pero la magia radica en conocerlos poco a poco a medida que se avanza en la lectura de la novela, aun así os diré algunos nombres para ir abriendo boca. Justicia Strauss, la vecina del Conde Olaf que los trata de maravilla y los ama con todo su corazón, el señor Poe, que es el encargado de buscar el pariente más cercano de los Baudelaire y de cuidar su fortuna, y el conde Olaf, que se encargará de ellos, al menos en la teoría porque en la práctica los tratará fatal y solo querrá hacerse con la fortuna de los niños de cualquier manera. 

Ahora llegaría el momento de hablaros del autor, Lemony Snicket pero este escritor no solo se encarga de dar vida a los personajes ni de narrarnos la historia, sino que es parte de ella. Esto se debe a que este no es el verdadero autor de las novelas, es simplemente el seudónimo que utiliza Daniel Handler para escribir estos libros. Lo que pretende este señor no es solamente darle un nuevo nombre o otra personalidad a sus libros, lo que quiere, y hace, es crear a todo un personaje que se involucra en la novela, que nos la narra y la nutre dándonos significados a ciertas palabras, descubriéndonos palabras largas, cultas o enrevesadas, claro está teniendo en cuenta que estos libros están destinados a un público middle grade. 

A mí personalmente este enfoque me ha encantado porque considero que es más personal y mucho más atrayente y humano que este autor, a ratos investigador, nos vaya contando las pesquisas que ha encontrado en su estudio del caso Baudelaire. Además Daniel también ha publicado un libro con la biografía de Lemony Snicket aunque no se puede encontrar en español, al menos por ahora. 

A modo informativo he de deciros que ya me he visto los dos primeros capítulos de la serie, que son los correspondientes al primer libro y me han gustado mucho, me parece que están muy bien adaptado y estoy esperando a leerme el siguiente libro para ver los correspondientes capítulos de la serie. 

2 comentarios:

Neftis dijo...

Ni los libros ni la serie me llama la atencion, los dejo pasar.

Saludos

Rocío dijo...

La verdad que no leí los libros, pero conozco la historia por la película. Ahora con la serie, por ahí es momento de darle una oportunidad a la saga. Interesante lo del autor!
Buen blog! Te tengo en webs amigas :)
Saludos,
Rocío.
http://elclubdelosliteratos.blogspot.com